Como aplicar Visual thinking en tus formaciones online

Tabla de contenidos

Visual thinking aplicado en el e-learning

Seguramente hayas visto vídeos o explicaciones online mediante dibujos. Se llama Visual Thinking y consiste en expresar ideas mediante textos, imágenes y dibujos con diferentes relaciones entre ellos. Su principal característica es su capacidad de hacer fácil el entendimiento de aquello que quieres explicar. ¿Qué te parece incluirlo en tus cursos e-learning?

¿Cómo puedes incluir visual thinking en tu e-learning?

A la hora de incluir estos elementos en tu e-learning debes tener en cuenta ciertos criterios que debes seguir. Lo primero que debes hacer es mirar, observar, y decidir sobre lo que quieres realizar el visual thinking. Debes intentar explicar lo que deseas mediante situaciones reales y cotidianas. Después, será el momento de seleccionar. El tema seguramente sea muy amplio y deberás elegir solo una parte para que no sea muy pesado el contenido. Por último, deberás establecer una especie de guión para que puedas desarrollar la historia o para decidir donde colocarás estos elementos para que su función sea efectiva.

Si no eres muy bueno con los dibujos seguro que te estará asustando esta opción, tranquilo. Visual thinking no solo son dibujos e historias con ellos. Las infografías pueden ser un útil elemento para mostrar información y organizarlo de una forma más accesible. A veces, con solo una imagen puede ser suficiente. A veces incluir muchas puede provocar que se apabulle la información y que no se entienda bien. Si ya has explicado de una forma correcta la teoría de forma escrita, una imagen puede ser suficiente para completar todo lo que quieres decir.

Los vídeos son los elementos estrellas del mundo audiovisual y no podían faltar. Actualmente cuentas con numerosas aplicaciones con las podrás montarlos. En ellos puedes utilizar gráficos sencillos, recrear dibujos a mano alzada, incluir textos y carteles, etc. Cualquier opción es buena si con ello puedes conseguir crear un vídeo de calidad en el que se explique aquello que quieres tratar.

A la hora de decidir entre todos estos elementos, deberás tener en cuenta qué es lo que necesitas, y, sobre todo, lo que puedes realizar. Piensa en tus aptitudes y habilidades. Puede que quieras incluir uno de estos vídeos, pero eso supone mucho trabajo y tiempo. Si crees que no podrás dedicarle todo lo que requiere es mejor no intentarlo y apostar por algo más sencillo. Respecto a las imágenes o infografías, piensa que, en muchos casos, lo menos es más. Simplemente con incluir alguno de estos elementos puedes conseguir el resultado que necesitas.

¿En qué te puede beneficiar incluir elementos visuales thinking en tu e-learning?

Numerosos estudios han demostrado que es mucho más fácil comprender contenidos técnicos y teóricos mediante elementos visuales. Lograrás mostrar una imagen mucho más novedosa y moderna de tu curso e-learning. Por eso, confiar en este tipo de elementos puede ser una manera de proporcionar otro tipo de herramientas a tus alumnos que les facilite el aprendizaje.

Incluyendo estas opciones en tu curso e-learning conseguirás que los alumnos logren simplificar ideas complejas. Puedes aprovechar estas herramientas para desarrollar ideas que sean más complicadas y pesadas. Con ello lograrás que tus alumnos puedan entenderlo mejor y que además no se les haga tan pesado recibir esa información únicamente de forma escrita. ¡Aprovéchate de todas estas ventajas!

Comparte si crees que puede gustarle a alguien

Puede que te interese...

Comienza a impartir formación online con el mejor LMS

El sistema más sencillo con todo lo que necesitas