8 actividades para trabajar las emociones en e-learning

8 actividades para trabajar las emociones en e-learning
Tabla de contenidos

Probablemente estás buscando actividades para trabajar las emociones en e-learning porque ya tienes nociones claras de cómo pueden influir en el aprendizaje.

¿Cuántos casos hay de alumnos que experimentan tanta ansiedad antes de un examen que son incapaces de concentrarse y recordar la información durante la prueba? ¿Y otros que sienten tal vergüenza o desinterés que no participan en clase y mucho menos en actividades grupales?

El nerviosismo, la frustración, la confusión, el aislamiento o el aburrimiento consiguen obstaculizar el aprendizaje y, como profesor, vas a necesitar trabajar la inteligencia emocional en el aula y educar, en lo posible, sus emociones.

Es cierto que no es una tarea fácil, ya que requiere, entre otros asuntos, predisposición por parte del alumnado, una plataforma elearning que reste complejidad al hacerlo a distancia y de ti. Esto último es porque tendrás la misión de elevar su confianza en ellos mismos y en los demás, despertar su curiosidad y hacerlos sentir emoción.

En este post, te contamos la función que desempeña la inteligencia emocional personal como base para guiar a los alumnos en su aprendizaje y terminaremos con un listado de actividades para trabajar las emociones en el aula virtual.

¡Sigue leyendo!

La responsabilidad del profesor en la educación emocional en el aula

La responsabilidad del profesor en la educación emocional en el aula

“La gente olvidará lo que dijiste, olvidará lo que hiciste, pero nunca olvidará cómo le hiciste sentir”.

Estas palabras de Maya Angelou ilustran a la perfección cómo las experiencias emocionales son capaces de lograr una impresión duradera.

Por tanto, debemos tener especial cuidado, ya que podemos incidir en el estado de ánimo y conducta de los alumnos para bien o para mal. Podemos motivarlos y conectarlos, y todo lo contrario, frustrarlos y aislarlos.

¿Eres capaz de reconocer señales no verbales en ti y en ellos? ¿Consigues regular el estrés? ¿Puedes ponerte en su piel y sentir empatía?

Para llegar a ellos ‘de verdad’, generar entusiasmo y contribuir a su aprendizaje, primero deberás averiguar si tienes habilidades para identificar, comprender y regular las emociones propias y ajenas.

Otro aspecto clave es la confianza. Si tienes confianza en ti mismo, podrás afrontar de mejor manera las situaciones complejas y conseguir más impacto en los alumnos, ya que ellos son capaces de percibir esa seguridad.

En definitiva, previo a enseñar a los estudiantes actividades para trabajar las emociones en e-learning, va a ser necesario que domines tu propia inteligencia emocional.

Sobre las actividades para trabajar las emociones en la formación online

Sobre las actividades para trabajar las emociones en la formación online

No podemos adentrarnos en los juegos para trabajar las emociones sin antes hacer un pequeño inciso.

Como venimos comentando, nuestras emociones pueden tener un impacto positivo o negativo en los alumnos y, por consiguiente, en el aprendizaje. Por eso, no solo deberíamos centrarnos en practicar actividades para trabajar las emociones en el aula virtual en momentos puntuales, sino tenerlo presente en toda la instrucción.

Sabemos que la alegría, la curiosidad, la seguridad o el entusiasmo favorecen el aprendizaje. Por supuesto, promover estas emociones positivas siempre será valioso.

Luego, existen otras que lo obstaculizan. Nos referimos a la ansiedad, el miedo, la ira, los celos, la culpabilidad o el aburrimiento. ¿Qué hacemos con estas? No necesariamente tendremos que ‘fumigarlas’, pues son parte natural de nosotros.

Básicamente, los alumnos tienen que ser capaces de comprender lo que están sintiendo y aprender a gestionar esa emoción de forma saludable.

A continuación, te mostramos algunas actividades y dinámicas para trabajar las emociones en adultos y jóvenes. La idea es que consigan lidiar con ellas, pero sin ignorar o reprimir ninguna.

¡Toma nota!

8 dinámicas y juegos para trabajar las emociones

8 dinámicas y juegos para trabajar las emociones

Antes de nada, aclarar que para todas las actividades proponemos una duración entre 30 y 45 minutos, salvo en el caso de los pódcast, que la reducimos a 20 para favorecer la atención y evitar la saturación.

Igualmente, si es viable, recomendamos equipos de 3 a 6 personas, ya que en grupos pequeños es más fácil la participación.

Ahora sí, veamos las actividades.

Reconocimiento de las emociones

En primer lugar, el “Reconocimiento de las emociones” es una dinámica de grupo online que persigue que los estudiantes sean capaces de reconocer cómo se sienten y poner nombre a esa emoción que experimentan.

Funciona muy bien en adultos, puede hacerse en grupo o de forma individual y es una de las actividades para trabajar las emociones en el aula y desarrollar la inteligencia emocional a tener en cuenta como punto de partida.

Instrumentos para desarrollar la actividad:

Encuesta online o foro.

Ejemplos:

Hacer que los estudiantes compartan cómo se sienten al empezar la clase usando emojis.

Cuaderno de emociones

Aunque de entrada pueda parecer que no, el “Cuaderno de emociones” es otra de las dinámicas para trabajar las emociones en adultos.

En esencia, consiste en que cada aprendiz lleve un registro periódico de sus emociones y anote cuál piensa que ha sido el desencadenante. Después, deben escribir las consecuencias, es decir, cómo dicha emoción ha afectado a su estado de ánimo y conducta.

Con estos ejercicios para trabajar las emociones, ayudarás a los alumnos a conocerse a sí mismos y a descubrir qué emociones se repiten con más frecuencia y su repercusión.

Instrumentos para desarrollar la actividad:

Documento en la nube o plantilla para registro de emociones.

Ejemplos:

Elaborar una tabla en la que aparezcan los campos fecha y hora, emoción, desencadenantes y consecuencias para que el aprendiz pueda completarla a diario o con la frecuencia que consideres apropiada. Además, adaptar un espacio adicional para comentarios.

Role playing

Por otra parte, los role playing son un tipo de actividad interactiva idónea para que los alumnos se impliquen, colaboren y reflexionen de un modo más profundo.

En el marco de las actividades para trabajar las emociones en e-learning, se refiere a la simulación de situaciones específicas, como una toma de decisiones bajo presión o la gestión de un conflicto, asumiendo un rol determinado, por ejemplo, en calidad de líder, empleado, cliente insatisfecho u otro. En resumen, esto permite que practiquen la gestión emocional.

De las dinámicas propuestas, los role playing pueden ser una de las actividades para trabajar la inteligencia emocional en el aula más socorridas, pues el abanico de escenarios es enorme.

Instrumentos para desarrollar la actividad:

Videoconferencia (mediante “breakouts de vídeo”).

Ejemplos:

Asumir el rol de jefe insatisfecho con empleado o representar una situación común en una empresa, como una entrevista de trabajo.

Meditación y mindfulness

Si bien la meditación y el mindfulness pueden no ser consideradas actividades ‘originales’ para trabajar las emociones, en la actualidad siguen siendo herramientas perfectas para tratar las tensiones de la vida cotidiana.

Sin ir más lejos, un simple ejercicio de respiración consciente ayuda a reducir el estrés y aumentar el enfoque, evitando así las distracciones que puedan darse.

Instrumentos para desarrollar la actividad:

Vídeos y videoconferencias en vivo.

Ejemplos:

Una sesión de 5 minutos de respiración profunda guiada. También puedes ofrecer una meditación antes de una presentación o examen para que sean capaces de manejar los nervios.

Foros de discusión

Nada mejor que disponer de un espacio en el que los alumnos sean libres de expresarse y reflexionar sobre sus emociones.

En particular, puedes crear un foro sobre un tema relevante relacionado con las necesidades de tu grupo y los objetivos que deseas alcanzar.

Y ya sabes, tu aportación a estas dinámicas grupales para trabajar las emociones ha de ser la de formular preguntas estimulantes, animarlos a participar y moderar la discusión.

Instrumentos para desarrollar la actividad:

Foro de debate.

Ejemplos:

Uso de estrategias para gestionar el estrés antes de los exámenes o las presentaciones.

Estudios de caso

Asimismo, es posible plantear estudios de caso sobre desafíos o situaciones que puedan enfrentar en su entorno laboral, social o familiar, e invitarles a reflexionar detenidamente y aplicar estrategias de inteligencia emocional en dicho contexto.

Instrumentos para desarrollar la actividad:

Documento compartido y foros de debate, sesiones de videoconferencia en vivo o chat para la interacción.

Ejemplos:

Análisis de cómo abordar una pelea con compañero o un estudio de caso sobre el tratamiento de una queja de un cliente insatisfecho.

Webinars interactivos

El objetivo de un webinar en directo es exponer un tema en tiempo real, como puede ser la gestión del estrés, la empatía en el trabajo u otro, y lograr que los participantes interactúen.

De esta forma, no solo se consigue mantener la atención y el interés de los estudiantes, sino también evaluar sus interacciones, propiciar la cercanía y ofrecerles feedback inmediato.

Un consejo: graba el webinar para que los participantes puedan acceder a él más tarde.

Instrumentos para desarrollar la actividad:

Videoconferencia, chat (interacción en tiempo real), encuestas (retroalimentación).

Ejemplos:

Invitar a expertos en inteligencia emocional a compartir estrategias prácticas, ejercicios y consejos para el desarrollo emocional.

Pódcast o entrevistas con expertos

Pódcast o entrevistas con expertos

Del mismo modo que con los webinars, siempre podemos presentar entrevistas con personas influyentes en el campo de la inteligencia emocional o narraciones propias, esta vez en diferido (divididos en episodios, cada uno sobre un tema).

Una vez que los alumnos hayan visto o escuchado el material, lo interesante sería invitarlos a escribir sus reflexiones o responder a preguntas concretas. Incluso pueden realizarse simulaciones que reflejen los escenarios emocionales discutidos en el pódcast, o bien organizar foros donde compartan sus percepciones.

Instrumentos para desarrollar la actividad:

Módulo de contenido para alojar y reproducir los episodios de los pódcast, y foros de discusión.

Ejemplos:

Un episodio sobre estrategias de asertividad en el ámbito laboral.

Como hemos señalado, trabajar las emociones es fundamental en cualquier entorno de aprendizaje, pero aún más en la formación online debido a los desafíos inherentes a la falta de contacto directo.

Tu papel como profesor online es decisivo para enriquecer su aprendizaje. De ahí la importancia de proponer estas u otras actividades de dinamización con enfoques novedosos que contribuyan a que los estudiantes desarrollen su inteligencia emocional y se sientan más confiados y motivados.

Comparte si crees que puede gustarle a alguien ¡Gracias! 😊

¡Ey!, esto también puede interesarte...

Comienza a impartir formación online con el mejor LMS

El sistema más sencillo con todo lo que necesitas

¿Ya tienes una cuenta demo? Accede desde aquí