En estos momentos nuestro proveedor donde tenemos alojados los servidores está experimentando problemas de conectividad que pueden interrumpir intermitentemente el servicio de algunos clientes. Estamos trabajando junto con el proveedor para solucionarlo lo antes posible.

Métodos para aprender sin estudiar

Tabla de contenidos

Cómo puedes aprender sin necesidad de estudiar

Es lo que nos han enseñado de toda la vida, estudiando se aprende. Aunque eso esté genial, ¿sabes que hay más alternativas para conseguir tu objetivo? Cualquier persona sabe lo aburrido que es eso de memorizar, empollar… De hecho, el sistema educativo está implementado de tal manera que no se estudia para entender, sino para aprobar; lo que se traduce en un aprendizaje ineficaz. ¡Sigue leyendo y descubre alternativas para conseguir unos resultados excelentes sin necesidad de tocar un libro!

Métodos para aprender sin estudiar

  1. Si te es permitido, escoge una temática que te apasione. Puede sonar a tontería, pero seguro que te han ofrecido objetos de estudio o temas de exposición y en muchos casos has recurrido a la alternativa más sencilla en vez de escoger el tema que realmente te gusta. ¡Grave error! Opta por aquello que realmente te interese y despierte tus inquietudes. De este modo, no lo verás como una obligación.
  2. El objeto de estudio a la práctica. Si concibes que los conocimientos que vas a adquirir te serán de utilidad y los integras en tu día a día, afianzarás con creces ese aprendizaje. Un ejemplo muy recurrente es el de los idiomas, en el que mucha gente optar por ver sus películas y series favoritas en la lengua que desean practicar. Por otro lado, en el caso de las matemáticas y la estadística, una opción ideal puede ser la de utilizar los datos de tu deporte favorito, número de visitas de tus canales de Youtube o blogs…
  3. Siéntete en conexión con el contenido. Aunque no lo creas, hay mil formas de hacer que un contenido resulte atractivo para llevártelo a tu terreno. ¡Las reglas mnemotécnicas basadas en tus intereses no son la única opción!
  4. Cooperación, un método maravilloso. Si existe una manera enriquecedora de tratar cualquier contenido, es la de contraponer diferentes puntos de vista, contrastando datos y abriendo debates. El aprendizaje cuenta con un componente social irrevocable, así que exprímelo al máximo. Técnicas para lograr tu objetivo pueden ser los concursos de preguntas, las exposiciones, el brainstorming…
  5. Tu inquietud te llevará al conocimiento. Tal y como hemos ido apuntando desde el primer apartado, la motivación es necesaria para garantizar un correcto ritmo de aprendizaje. Para ello, investiga y curiosea en diferentes alternativas como noticias, casos de éxito, historias reales…
  6. No desaproveches la tecnología. Si hay algo por lo que se caracteriza la sociedad actual, es por el empleo de la tecnología en cualquier ámbito laboral y social. No te quedes obsoleto y exprime al máximo las infinitas posibilidades que te ofrece con el fin de potenciar las recomendaciones anteriores. En definitiva, utiliza estas nuevas vías como herramienta de aprendizaje. 

¿Lo ves? Aprender es posible sin necesidad de tocar un libro, aunque eso no significa que tengas que prescindir de ellos. Lo enriquecedor es armarte de diferentes recursos para lograr tu crecimiento personal y profesional. ¡Sigue nuestras indicaciones y verás qué fácil es conseguir tus objetivos!

Comparte si crees que puede gustarle a alguien

Puede que te interese...

Comienza a impartir formación online con el mejor LMS

El sistema más sencillo con todo lo que necesitas